Cerro Guido es una estancia dedicada básicamente a la ganadería ovina de doble propósito y a la ganadería bovina de carne. La infraestructura de la estancia es de las mejores y más grandes que existen en toda la Patagonia, tanto chilena como argentina. La superficie de la estancia es de 100.000 hectáreas aproximadamente. Contamos con una dotación de 20.000 lanares y 2.360 bovinos  con un manejo tradicional en la actualidad. Siendo la ovejería la principal actividad con la  de Raza Corridale de doble propósito (lana y carne) adaptada para las condiciones de clima de estepa por más de 100 años presente en la región contando además con un núcleo de raza terminal de tipo carnicero Suffolk de cara negra .

Se han mejorado algunas praderas con forrajeas para mejorar su capacidad ganadera y poder cosechar forraje para suplementar el ganado en invierno cuando las condiciones lo requieren. Este mejoramiento de las praderas ha generado también el aumento de la fauna nativa dada la mayor disponibilidad de alimento. Es así como en los sectores de praderas mejoradas se ven numerosos individuos de guanacos, ñandú, caiquenes y avetadas etc.

El manejo del ganado se hace siendo muy respetuosos de la preservación de las praderas naturales evitando el sobre talajeo y la consecuente erosión. También se esta buscando como armonizar la convivencia de ovejas y vacunos con los depredadores tales como pumas, zorros y caranchos.

El cuidado del ganado lo realizan puesteros que recorren el campo a caballo con perros adiestrados en rodear el ganado. La producción ganadera se coordina con las labores de conservación utilizando perros entrenados en cuidar las ovejas y espantar los depredadores.

OVEJAS

GANADERÍA SOSTENIBLE

WhatsApp Image 2020-06-25 at 18.46.46
_PIA4425
WhatsApp Image 2020-06-25 at 18.29.46
WhatsApp Image 2020-06-25 at 18.47.16
WhatsApp Image 2020-06-25 at 18.30.27
PERROS PROTECTORES

Los perros protectores de ganado han demostrado ser una herramienta muy eficiente para reducir las pérdidas de ganado a causa de depredadores. Estos perros son criados desde temprana edad junto a la majada de ovejas, generándose un proceso de “impronta”, mediante el cual se crea un vínculo estrecho entre el perro y el rebaño, al cual protege como si fuera parte de su familia. Ante una potencial amenaza al ganado, estos animales funcionan como disuasivo ahuyentando al depredador, transformándose en una alternativa no letal para el cuidado de los animales dentro de la Estancia. 

En Estancia Cerro Guido estamos trabajando con perros de las razas Pastor de Montaña de los Pirineos y Pastor de Maremma. Acá puedes conocer a nuestros guardianes de ovejas de Cerro Guido. 

Chueco

Malevo

Panda

China

Goliat

Doroteo

Palomo